Portada
Vaticano
Realidades Eclesiales
Iglesia en España
Iglesia en América
Iglesia resto del mundo
Cultura
Sociedad

·Homilia Dominical
·Hablan los Obispos
·Fe y Razón
·Reflexion en libertad
·Colaboraciones



 
 
 
 

Sep 2019
MoTuWeThFrSaSu
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30            








www
Portada:: Homilia:: Ciclo C:: DOMINGO DE LA SANTÍSIMA TRINIDAD

5 / 5 (16 Votos)




DOMINGO DE LA SANTÍSIMA TRINIDAD

Sat, 15 Jun 2019 19:27:00

Celebramos hoy el misterio de la Santísima Trinidad. ¿Qué le dice este misterio a nuestra vida? ¿Cómo la ilumina? ¿Qué consecuencias prácticas tiene para nosotros? Vayamos poco  poco ...

 

Las tres lecturas nos presentan una misma idea: la comunicación entre Dios y los hombres. Dios que se revela.

 

En la primera lectura se nos habla de la creación. Dios se nos revela, nos habla, se nos comunica, en la creación. Cuando entramos en contacto con la naturaleza es bueno tener esta experiencia: Dios se está revelando a través de la belleza de la creación. Toda esta belleza ha sido hecha para nosotros. Cuando contemplamos un paisaje bonito podemos pensar: “Dios sabía que un día yo miraría este paisaje, y lo alabaría… lo preparó para mí...”

 

Esta creación llega a su culminación en el hombre, de quien hablaba el salmo, “lo hiciste poco inferior a los ángeles”. El hombre es revelación de Dios porque estamos hechos a imagen y semblanza de Dios. Qué gran dignidad la del hombre. Cuanto más grande hacemos a Dios, más grande hacemos al hombre. Por esto, los regímenes ateos, comunismo y nazismo, acaban rompiendo la dignidad del hombre.

 

La comunicación entre Dios y los hombres no acaba  en la creación, sino que culmina en Jesucristo, como nos decía la segunda lectura. Jesucristo, el enviado del Padre, el rostro de Dios. En él, Dios se revela plenamente. ¡Al mirar a Jesús, miramos a Dios! Al conocer a Jesús, conocemos a Dios. Al admirar a Jesús admiramos a Dios. ¡Al amar a Jesús, amamos a Dios! Nunca lo meditaremos bastante... ¡Dios! ¡¡Es tan espectacular que Dios se haya hecho un hombre!! ¡¡Tanto!!

 

Y en el evangelio, Jesús mismo nos decía que nos enviaría el Espíritu Santo “os guiará hasta la verdad plena”. Por tanto, Dios que revela, que habla, que continúa comunicando.

 

Dios que se revela en la creación...

Dios que se revela en el hombre, hecho a...

Jesucristo es Dios mismo. Revelación plena de Dios.

Y el Espíritu Santo que nos va guiando, revelando, la verdad.

 

‘’Qué grande es nuestro Dios!! Dios no es una cosa vaga, como dicen algunos “algo tiene que haber...”. Que nervioso me pone esta expresión... Tanto esfuerzo de Dios para revelarse, para comunicarse, para que un cristiano acabe diciendo: “algo tiene que haber”. ¡¡Si Dios es comunicación!!

 

Dios no es una cosa abstracta, o cerrada en sí misma, autosuficiente. Tampoco es una energía, o una fuerza que está presente en todas las cosas... Nada de todo esto. Por suerte nuestra, Dios se ha revelado, como un Dios que es comunión  de personas.

 

Y esto es una idea evangelizadora: a los que nos vengan con estas visiones peculiares de Dios (...) les hemos de decir “pero, no sabes que Dios se ha revelado”, “que Dios a lo largo de siglos y siglos se ha ido revelando progresivamente, hasta llegar a la plenitud reveladora en Jesucristo”.

 

Que Dios se ha revelado no es sólo una idea que nos puede ayudar a evangelizar, que Dios se revele es también para nosotros una interpelación. ¡Dios se nos ha revelado! ¡Es preciso que acojamos su revelación! Podemos decir que Dios se ha revelado en la Humanidad, esto es lo que recoge la Biblia, pero, Dios quiere revelarse a cada uno de nosotros. De manera que la revelación no sea una cosa que me han dicho, que he leído, sino algo que ha entrado en mi corazón.

 

Dios se me quiere revelar a través de la liturgia, a través de los textos que hacemos servir en la misa: las oraciones, los prefacios, las plegarias eucarísticas, etc. ¡¡cuánto bien nos hace meditarlos!!

Dios se me quiere revelar a través de la Palabra de Dios...

Dios se me quiere revelar cuando rezo...

Dios se me quiere revelar cuando contemplo la naturaleza...

Dios se me quiere revelar en el hermano necesitado...

 

¡Dios se me quiere revelar! ¡¡Es necesario estar atentos!! No dispersos en mil cosas... Cuando crecemos en este camino experimentamos aquello que dice San Pablo y que recoge un prefacio: “en Dios somos, nos movemos y existimos” (Hch 17, 28)

 

Decía San Agustín en “Las Confesiones”, el libro más leído y editado de la historia después de la Biblia,: “Tarde te amé, oh hermosura siempre antigua y siempre nueva, tarde te amé. Y he aquí que tú estabas dentro de mí, pero yo de mí mismo estaba fuera. Y por fuera yo te buscaba. Estabas conmigo, pero yo no estaba contigo.”

 






Comenta la noticia

Los comentarios tiene un número limitado de carácteres. Tu mensaje ha de ser corto y conciso. NO OLVIDES INTRODUCIR EL CODIGO DE SEGURIDAD. Si quieres hacer una exposición más prolongada, puedes abrir un tema de debate en los FOROS DE CAMINEO




SI QUIERES COLABORAR CON CAMINEO.INFO PULSA DONAR

Preview Chanel Preview Chanel
Camineo.info 2004-2015

PHPCow news publishing script, content management system Review www.camineo.info on alexa.com