Portada
Vaticano
Realidades Eclesiales
Iglesia en España
Iglesia en América
Iglesia resto del mundo
Cultura
Sociedad

·Homilia Dominical
·Hablan los Obispos
·Fe y Razón
·Reflexion en libertad
·Colaboraciones



 
 
 
 
 
Dec 2018
MoTuWeThFrSaSu
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            


 
http://www.holyart.es



www
Portada:: Iglesia América:: El pre­si­den­te de la Con­fe­ren­cia de Obis­pos de los Es­ta­dos Uni­dos anun­cia un es­fuer­zo que in­vo­lu­cra­rá a lai­cos, ex­per­tos

5 / 5 (7 Votos)




El pre­si­den­te de la Con­fe­ren­cia de Obis­pos de los Es­ta­dos Uni­dos anun­cia un es­fuer­zo que in­vo­lu­cra­rá a lai­cos, ex­per­tos


Thu, 30 Aug 2018 13:20:00

El Car­de­nal Da­niel N. Di­Nar­do de Gal­ves­ton-Hous­ton, Pre­si­den­te de la Con­fe­ren­cia de Obis­pos Ca­tó­li­cos de los Es­ta­dos Uni­dos (USCCB), emi­tió la si­guien­te de­cla­ra­ción des­pués de una se­rie de reunio­nes con miem­bros del Co­mi­té Eje­cu­ti­vo de la USCCB y otros obis­pos. La si­guien­te de­cla­ra­ción in­clu­ye tres ob­je­ti­vos y tres prin­ci­pios, jun­to con los pa­sos ini­cia­les de un plan que in­vo­lu­cra­rá a lai­cos, ex­per­tos y el Va­ti­cano. Se pre­sen­ta­rá un plan más desa­rro­lla­do a todo el cuer­po de obis­pos en su reunión de la asam­blea ge­ne­ral en Bal­ti­mo­re en no­viem­bre.
La de­cla­ra­ción com­ple­ta del Car­de­nal Di­Nar­do si­gue:

“Her­ma­nos y her­ma­nas en Cris­to,

Hace dos se­ma­nas, com­par­tí con us­te­des mi tris­te­za, enojo y ver­güen­za por las re­cien­tes re­ve­la­cio­nes so­bre el ar­zo­bis­po Theo­do­re Mc­Ca­rri­ck. Esos sen­ti­mien­tos con­ti­núan y se pro­fun­di­zan a la luz del in­for­me del Gran Ju­ra­do de Pen­sil­va­nia. Nos en­fren­ta­mos a una cri­sis es­pi­ri­tual que re­quie­re no solo con­ver­sión es­pi­ri­tual, sino tam­bién cam­bios prác­ti­cos para evi­tar re­pe­tir los pe­ca­dos y fa­llas del pa­sa­do que son tan evi­den­tes en el in­for­me re­cien­te. A prin­ci­pios de esta se­ma­na, el Co­mi­té Eje­cu­ti­vo de la USCCB se reunió de nue­vo y es­ta­ble­ció un re­su­men de es­tos cam­bios ne­ce­sa­rios.

El Co­mi­té Eje­cu­ti­vo ha es­ta­ble­ci­do tres ob­je­ti­vos: (1) una in­ves­ti­ga­ción so­bre las cues­tio­nes que ro­dean al Ar­zo­bis­po Mc­Ca­rri­ck; (2) una aper­tu­ra de ca­na­les nue­vos y con­fi­den­cia­les para re­por­tar que­jas con­tra obis­pos; y (3) de­fen­sa para una re­so­lu­ción más efec­ti­va de que­jas fu­tu­ras. Es­tos ob­je­ti­vos se per­se­gui­rán se­gún tres cri­te­rios: in­de­pen­den­cia pro­pia, au­to­ri­dad su­fi­cien­te y li­de­raz­go sus­tan­cial de los lai­cos.

Ya he­mos co­men­za­do a desa­rro­llar un plan con­cre­to para lo­grar es­tos ob­je­ti­vos, con­fian­do en la con­sul­ta con ex­per­tos, lai­cos y clé­ri­gos, así como con el Va­ti­cano. Pre­sen­ta­re­mos este plan a todo el cuer­po de obis­pos en nues­tra reunión de no­viem­bre. Ade­más, via­ja­ré a Roma para pre­sen­tar es­tos ob­je­ti­vos y cri­te­rios a la San­ta Sede e ins­tar a que se adop­ten más me­di­das con­cre­tas en fun­ción de ellos.

El ob­je­ti­vo prin­ci­pal en todo esto es una pro­tec­ción más fuer­te con­tra los de­pre­da­do­res en la Igle­sia y cual­quie­ra que los ocul­te, pro­tec­cio­nes que man­ten­drán a los obis­pos bajo los más al­tos es­tán­da­res de trans­pa­ren­cia y res­pon­sa­bi­li­dad.

Per­mí­tan­me ex­pli­car bre­ve­men­te los ob­je­ti­vos y cri­te­rios que he­mos iden­ti­fi­ca­do.

El pri­mer ob­je­ti­vo es una in­ves­ti­ga­ción com­ple­ta de las pre­gun­tas que ro­dean al Ar­zo­bis­po Mc­Ca­rri­ck. Es­tas res­pues­tas son ne­ce­sa­rias para evi­tar una re­pe­ti­ción, y así ayu­dar a pro­te­ger a me­no­res, se­mi­na­ris­tas y otras per­so­nas vul­ne­ra­bles en el fu­tu­ro. Por lo tan­to, in­vi­ta­re­mos al Va­ti­cano a lle­var a cabo una Vi­si­ta Apos­tó­li­ca para res­pon­der a es­tas pre­gun­tas, en con­jun­to con un gru­po de per­so­nas pre­do­mi­nan­te­men­te lai­cas iden­ti­fi­ca­das por sus miem­bros por la Jun­ta Na­cio­nal de Re­vi­sión y fa­cul­ta­das para ac­tuar.

El se­gun­do ob­je­ti­vo es fa­ci­li­tar el re­por­te de abu­so y mala con­duc­ta por par­te de los obis­pos. Nues­tra “De­cla­ra­ción de Com­pro­mi­so Epis­co­pal” de 2002 no deja en cla­ro qué vía de­be­rían se­guir las pro­pias víc­ti­mas para de­nun­ciar el abu­so u otra mala con­duc­ta se­xual por par­te de los obis­pos. Ne­ce­si­ta­mos ac­tua­li­zar este do­cu­men­to. Tam­bién ne­ce­si­ta­mos desa­rro­llar y pro­mo­ver am­plia­men­te me­ca­nis­mos fia­bles de in­for­ma­ción de ter­ce­ros. Ta­les he­rra­mien­tas ya exis­ten en mu­chas dió­ce­sis y en el sec­tor pú­bli­co y ya es­ta­mos exa­mi­nan­do op­cio­nes es­pe­cí­fi­cas.

El ter­cer ob­je­ti­vo es abo­gar por me­jo­res pro­ce­di­mien­tos para re­sol­ver las que­jas con­tra los obis­pos. Por ejem­plo, los pro­ce­di­mien­tos ca­nó­ni­cos que si­guen a una que­ja se­rán es­tu­dia­dos con mi­ras a pro­pues­tas con­cre­tas para ha­cer­los más rá­pi­dos, jus­tos y trans­pa­ren­tes y para es­pe­ci­fi­car qué res­tric­cio­nes se pue­den im­po­ner a los obis­pos en cada eta­pa de ese pro­ce­so. Bus­ca­re­mos es­tos ob­je­ti­vos se­gún tres cri­te­rios.

El pri­mer cri­te­rio es la in­de­pen­den­cia ge­nui­na. Cual­quier me­ca­nis­mo para abor­dar cual­quier que­ja con­tra un obis­po debe es­tar li­bre de pre­jui­cios o in­fluen­cia in­de­bi­da por par­te del obis­po. Nues­tras es­truc­tu­ras de­ben im­pe­dir a los obis­pos di­sua­dir las que­jas con­tra ellos, obs­ta­cu­li­zar su in­ves­ti­ga­ción o des­viar su re­so­lu­ción.

El se­gun­do cri­te­rio se re­la­cio­na con la au­to­ri­dad en la Igle­sia. Como solo el Papa tie­ne au­to­ri­dad para dis­ci­pli­nar o eli­mi­nar obis­pos, ase­gu­ra­re­mos que nues­tras me­di­das res­pe­ta­rán esa au­to­ri­dad y pro­te­ge­rán a los vul­ne­ra­bles del abu­so del po­der ecle­sial.

Nues­tro ter­cer cri­te­rio es la par­ti­ci­pa­ción sus­tan­cial de los lai­cos. Los lai­cos apor­tan su ex­pe­rien­cia en áreas de in­ves­ti­ga­ción, cum­pli­mien­to de la ley, psi­co­lo­gía y otras dis­ci­pli­nas re­le­van­tes, y su pre­sen­cia re­fuer­za nues­tro com­pro­mi­so con el pri­mer cri­te­rio de in­de­pen­den­cia.

Fi­nal­men­te, me dis­cul­po y pido hu­mil­de­men­te su per­dón por lo que mis her­ma­nos obis­pos y yo he­mos he­cho y no he­mos po­di­do ha­cer. Cua­les­quie­ra que sean los de­ta­lles so­bre el Ar­zo­bis­po Mc­Ca­rri­ck o los mu­chos abu­sos en Pen­sil­va­nia (o en cual­quier otro lu­gar), ya sa­be­mos que una de las cau­sas prin­ci­pa­les es el fra­ca­so del li­de­raz­go epis­co­pal. El re­sul­ta­do fue que de­ce­nas de que­ri­dos hi­jos de Dios fue­ron aban­do­na­dos para en­fren­tar un abu­so de po­der solo. Esta es una ca­tás­tro­fe mo­ral. Tam­bién es par­te de esta ca­tás­tro­fe que tan­tos sa­cer­do­tes fie­les que per­si­guen la san­ti­dad y sir­ven con in­te­gri­dad es­tán con­ta­mi­na­dos por este fra­ca­so.

Re­sol­ve­mos fir­me­men­te, con la ayu­da de la gra­cia de Dios, nun­ca re­pe­tir­lo. No me hago ilu­sio­nes so­bre el gra­do en que la con­fian­za en los obis­pos ha sido da­ña­da por es­tos pe­ca­dos y fra­ca­sos pa­sa­dos. To­ma­rá tra­ba­jo re­cons­truir esa con­fian­za. Lo que he es­bo­za­do aquí es solo el co­mien­zo; otros pa­sos se­gui­rán. Lo man­ten­dré in­for­ma­do de nues­tro pro­gre­so ha­cia es­tos ob­je­ti­vos.

Per­mí­ta­me pe­dir­le que nos man­ten­ga a to­das es­tas re­so­lu­cio­nes. Per­mí­tan­me tam­bién pe­dir­les que oren por no­so­tros, que nos to­ma­re­mos este tiem­po para re­fle­xio­nar, arre­pen­tir­nos y com­pro­me­ter­nos nue­va­men­te con la san­ti­dad de la vida y con­for­mar nues­tras vi­das aún más a Cris­to, el Buen Pas­tor “.






Comenta la noticia

Los comentarios tiene un número limitado de carácteres. Tu mensaje ha de ser corto y conciso. NO OLVIDES INTRODUCIR EL CODIGO DE SEGURIDAD. Si quieres hacer una exposición más prolongada, puedes abrir un tema de debate en los FOROS DE CAMINEO



Nombre:
Email:
Titulo:
Comentario:



SI QUIERES COLABORAR CON CAMINEO.INFO PULSA DONAR

Preview Chanel Preview Chanel
Camineo.info 2004-2015

PHPCow news publishing script, content management system Review www.camineo.info on alexa.com